Fidel Castro planeó una acción terrorista para el Black Friday de 1962 – .

Fidel Castro planeó una acción terrorista para el Black Friday de 1962 – .
Fidel Castro planeó una acción terrorista para el Black Friday de 1962 – .
---

El viernes 23 de noviembre de 1962, Roberto Santiesteban Casanova, Marín Sueiro CabreraJosé García Orellana se declaró inocente ante un juez federal en Nueva York de conspirar para cometer sabotaje y actuar como agentes del gobierno revolucionario de Cuba sin previo aviso al Departamento de Estado. Con fianzas de 250.000 dólares para Santiesteban Casanova y 100.000 dólares para Sueiro Cabrera y García Orellana, el trío permanecería en prisión preventiva hasta el 22 de abril de 1963, cuando volaron a La Habana a través de un canje de prisioneros.

Los tres habían caído en el atasco del FBI la noche del 16 de noviembre. Según el FBI, José Gómez Abad y su esposa, Elsa Montero Maldonadofuncionario y telefonista de la Misión Permanente de Cuba ante las Naciones Unidas, estuvieron involucrados hasta el cuello en la trama, pero gozando de inmunidad diplomática, fueron declarados persona non grata y partieron el 19 de noviembre hacia La Habana a bordo de un Aeronaves de Vol México.

Chris Simmons, teniente coronel retirado de la Agencia de Inteligencia de Defensa (DIA), señala que el ataque fue planeado precisamente este viernes. viernes negro 1962en la que el trío compareció ante el juez. Habría sido el mayor acto terrorista en Estados Unidos antes del 11 de septiembre y obedeció los pronósticos de Fidel Castro tomar venganza john f kennedy si después de retirar los misiles soviéticos no respetaba el pacto con Jruschov de no agresión contra Cuba.

Según el FBI, los conspiradores tenían como objetivo hacer estallar la refinería de petróleo de Humble Oil and Refining Company en Linden, Nueva Jersey, así como detonar explosivos en las tiendas Macy’s, Gimbels y Bloomingdale’s en Nueva York, la Estatua de la Libertad, 42nd Estación de autobuses de la calle, Grand Central Station y otras paradas de metro en Manhattan.

El escondite de los conspiradores era la joyería García Orellana, ubicada en el sexto piso del edificio marcado con 242 West 27th Street, donde Sueiro Cabrera también trabajaba como vendedor. Allí se incautaron seis bombas incendiarias, 12 detonadores, tres granadas y una pistola automática calibre .45, junto con un instructivo referente al origen de los explosivos a la resistencia francesa contra los nazis durante la Segunda Guerra Mundial.

La bajada

En el proceso judicial del caso Estados Unidos v. casanova (1963) afirma que la trama fue frustrada por el trabajo y la gracia de un informante.

El viernes 16 de noviembre, el FBI realizó arrestos casi simultáneos en tres lugares diferentes:

  • Alrededor de las 22:30 horas, Santiesteban Casanova salió de su apartamento en Riverside Drive con la intención de dirigirse al escondite donde lo esperaba García Orellana. Lo detuvieron en la acera y se resistió al arresto, pero en lugar de su arma, sacó un pedazo de papel de su billetera e intentó tragarlo. Un agente del FBI agarró a Santiesteban Casanova por la mandíbula y le sacó el papel apenas masticado, en el que había escrita una fórmula explosiva de nitroglicerina, fosfatos y soda cáustica. El 23 de mayo de 2002, el programa de televisión cubano Mesa Redonda abordó el tema “¿Quiénes son los verdaderos terroristas?” y mencionó el 17 de noviembre de 1962 como fecha de un atentado contra funcionarios cubanos de Naciones Unidas, en el que resultó herido Roberto Santiesteban Casanova.
  • Alrededor de las 10 de la noche, Sueiro Cabrera salió del escondite para dirigirse al cruce de la Tercera Avenida Este con la Calle 24, donde lo esperaba una tal Ada Marie Dritsas. Después de que ella estacionó y subió al auto, los agentes del FBI se acercaron por ambas puertas para interrumpir la conversación.
  • García Orellana estaba en su estudio esperando a Santiesteban Casanova cuando recibió la visita de cinco agentes del FBI que, arma en mano, además de detenerlo, utilizaron los medios ya descritos.

fichas mínimas

Santiesteban Casanova había llegado a Nueva York el 3 de octubre de 1962 en el vuelo de la delegación cubana a la XVII Asamblea General de las Naciones Unidas, encabezada por el Presidente Osvaldo Dorticós, quien el 8 de octubre pronunció un discurso en contra del bloqueo, pero agregó: “En realidad tenemos nuestras armas inevitables, las armas que preferiríamos no haber adquirido y que no queremos usar”. Este pasaje revelará su significado unos días después, al borde de la Crisis de los Misiles.

Aunque Santiesteban Casanova venía implantado como agregado de la Misión Permanente de Cuba ante las Naciones Unidas, sus poderes aún se estaban tramitando al momento de la detención. Su pedido de inmunidad diplomática fue rechazado por los tribunales estadounidenses, a pesar de las fuertes protestas del jefe de la misión, Carlos Lechugapor la detención de los agredidos y la expulsión de Gómez Abad y su esposa.

García Orellana era un ciudadano estadounidense naturalizado. Había vivido en los Estados Unidos desde 1941 y sirvió en el ejército durante la Segunda Guerra Mundial. Pese a todo, prefirió irse a Cuba con su esposa y sus dos hijas tras su liberación. Sueiro Cabrera no tenía ciudadanía estadounidense, pero al igual que García Orellana, era miembro del grupo político de Castro -Movimiento Revolucionario 26 de Julio- y asiduo del Club Casa Cuba, ubicado en el 691 de la Avenida Colón.

---

Dritsas era ciudadano estadounidense por nacimiento. Graduada en psicología infantil en Hunter College, trabajaba en el centro social Hudson Guild, a dos cuadras del estudio. Después de un intenso interrogatorio, el FBI determinó que no tenía nada que ver con el complot de sabotaje y fue puesto en libertad.

Gómez Abad era hijo del guerrillero comunista gallego José Gómez Galloso (1910-1948). Nació en La Habana el 14 de marzo de 1941, siguió los pasos de su padre contra Batista y el 14 de diciembre de 1961 fue destinado como oficial de inteligencia disfrazado de diplomático en la Misión Permanente de Cuba ante la ONU.

Desde el 28 de agosto de 1961 trabajaba allí Montero Maldonado, ex guerrillero del III Frente Oriental, Mario Muñoz. Al año siguiente se casaron y tras ser expulsados ​​harían carrera en Cuba. Montero Maldonado [GINA] fue ayudante de Celia Sánchez y sería lugarteniente de Pedro Álvarez Tabío en la Oficina de Asuntos Históricos del Consejo de Estado.

abad gomez [DIOSDADO] Ascenderá al Ministerio del Interior (MININT) al cargo de asistente ejecutivo del primer viceministro. Participó en los avatares del Che Guevara tras el fiasco del Congo, incluso preparando a Tamara Bunke para la aventura en Bolivia.

trío en apuros

Santiesteban Casanova, Sueiro Cabrera y García Orellana aún estaban en prisión cuando a la CIA se le ocurrió aprovechar el canje de los presos del Escuadrón de Asalto 2506 por alimentos y medicinas para que su mánager ante Castro, el abogado neoyorquino James Donovan, propuso como aguinaldo de Navidad de 1962 que también se liberara a una veintena de ciudadanos estadounidenses encarcelados por diversos delitos.

Castro accedió a canjearlos a todos por estos tres agentes y otro cubano: Francisco Molina del Río, alias El Gancho, que enfrentaba una condena de al menos 20 años por haber asesinado a la venezolana Magdalena Urdaneta en el restaurante El Prado de Manhattan, septiembre. El 21 de enero de 1960, en plena reyerta entre facciones a favor y en contra de Castro con motivo de su participación en la XV Asamblea General de las Naciones Unidas.

Entre estos veinte ciudadanos estadounidenses se encontraban tres especialistas de la División de Servicios Técnicos de la CIA condenados a 10 años: David Christ, Thornton Anderson y Walter Szuminski, quienes fueron liberados el 21 de abril de 1963. Durante 949 días de encierro permanecieron plantados como turistas Daniel Carswell, Eustace Dan-Brunt y Edmund Taransky, respectivamente, a pesar de haber sido sorprendidos en flagrante por el G-2 mientras instalaban dispositivos de escucha en locales destinados a la agencia de noticias china Xinhua.

El 22 de abril de 1963, el gobernador de Nueva York, Nelson Rockefeller, indultó a El Gancho y al día siguiente llegaron a La Habana los cuatro cubanos. La acusación de sabotaje contra Santiesteban Casanova, Sueiro Cabrera, García Orellana, Gómez Abad y Montero Maldonado ha sido calificada de patraña.

- fidel castro planeado a accion terrorista para negro viernes

Fidel Castro planeó una acción terrorista para Black Friday

 
For Latest Updates Follow us on Google News
 

---

PREV Cuba considera el embarazo adolescente un ‘grave problema’ en el país
NEXT Representantes de ONU visitan municipio de Pinar del Río – .