Recomendamos “La maleta”, de Amalia Decker M.; Reseña de Alberto Hernández – .

---
El bolsode Amalia Decker M. (Kipus, 2022). Disponible en el sitio web de la editorial.

El bolso
Amalia Decker M.
cuentos
Grupo editorial Kipus
Cochabamba (Bolivia), 2022
ISBN: 978-9917-32-023-4
152 páginas

1

¿Cuentos, guiños de novelas? La narradora, que ofrece su voz para convertirse en personaje, abre un baúl, un cajón donde guarda sus historias, su vida, su saber hacer memorial, sus luces y sombras, los diversos viajes y aventuras, algunas arriesgadas, otras sublimes, a través de las miradas y los sobresaltos de quienes le acompañan en estas páginas tituladas El bolsopublicado por el Grupo Editorial Kipus, en Cochabamba, Bolivia, 2022.

El lector podrá decidir si se trata de cuentos o novelas en ciernes. El bolso Se divide en cuatro libros en los que los personajes tienen perfiles similares. Son actores que mezclan su vida íntima con la historia del país donde viven, Bolivia. Es entonces un libro caleidoscópico que busca y encuentra en cada tema lo que representa y lo que esconde, aunque la sintaxis y la formulación no sucumban al experimentalismo: son historias que cuentan de verdad, sin desviarse del tiempo: una linealidad que engancha al lector y lo mantiene adherido a cada movimiento, a cada desplazamiento, diálogo o descripción que nuestro autor revela con destreza, con determinación.

Este libro trata sobre la lectura como la lectura de un libro. Es decir, fue escrito con la idea de que nada se pierde, que todo lo contado fue forjado por un la realidad indiscutible: la ficción es la única realidad que puede ser habitada por personajes de diferentes modelos sin calificarlos de falsos. Es una antología de comportamientos.

Una maleta es un depósito de secretos. Recuerdos, misterios, pecados y milagros. Una maleta es una caja —como la de Pandora— que puede albergar peligros, pero también salvación. Una maleta es un viejo baúl, generalmente donde reposan las historias, los fantasmas del pasado, los errores de un presente en camino a convertirse en futuro o en pasado, porque el tiempo pasa como le da la gana.

Amalia Decker M. cuenta sin recurrir a investigaciones que rompen su lenguaje. Sabe contar sin ataduras: sus relatos con huellas de novelas que precipitan al lector a convencerse de que está frente a una memoria que cuenta por la conjunción de relatos precisos, descripciones, diálogos y monólogos. Y en algunas el lector notará un acercamiento poético.

Son muchas las voces que peregrinan por estas páginas. Tonos variados, enriquecidos por el fervor de los cambios, los viajes, los amores perdidos. Por el odio social y político que forma parte densa de la memoria histórica de Bolivia.

Es la novela de la conjura, la novela de la pesadilla revolucionaria, la del arrepentimiento por las faltas cometidas en medio de la violencia guerrillera.

de ellos

El primer libro, “Pasado por el tamiz del tiempo”, para este lector es una novela. Es la novela de la conjura, la novela de la pesadilla revolucionaria, la del arrepentimiento por las faltas cometidas en medio de la violencia guerrillera. Es la novela de una suerte de “Tania” (la que acompañó al Che Guevara en su incursión boliviana) que pasa un período de formación en Cuba, tierra desde donde trae críticas a esta absurda realidad, ideológicamente dislocada, luego de haber formado parte de grupos que volverían a Sudamérica a hacer la revolución.

“Yo era hincha de la guerrilla del Che”, dice la voz del personaje. Voz.

Son “aprendices de guerrilla”, como Marcela, la voz cantante y activa de esta primera incursión narrativa de Amalia Decker M.

De este tipo de novela surge “la fe ciega”, el mito del asaltar el cielo. Pero también la crítica al machismo de quienes formaron parte de estas células que se formaron en Cuba. Marcela es cruda al decir, al contar su experiencia. Nos habla de la violencia de los atentados, de los fusilamientos para enfrentar a la dictadura militar. La Paz, la capital de Bolivia, sería una especie de campo de batalla. También es impactante enterarse de la locura de Sofía, que también está en la línea de las revueltas. “La cara oculta de la revolución”, así lo expresa el narrador, para completar todas las adversidades provocadas por un tal Fidel Castro.

“Creíamos que éramos invencibles… Y, en realidad, ya estábamos derrotados”, expresa el personaje. Y así, “comprometidos a muerte”, fracaso, pérdida, decepción. Duda, revolución como estafa. La obediencia ciega trae más ceguera, porque “ser guerrillero” obedece a “un reto macabro”.

La vida en Cuba de la aspirante a guerrillera le permite conocer el oficio de jinetera. Saber cómo viven los cubanos: en la miseria, en las casas en ruinas. Todo un retrato crítico de Fidel y su revolución, de “la rigidez de sus creencias”.

---

3

En el segundo libro, “Querencias”, la autora se sumerge en los recuerdos del amor pero tampoco deja de hablar de las miserias de su país. Dos personajes deambulan por estos lugares: Enrique y el recuerdo de Léa. Una historia de idas y venidas, de desapariciones de una mujer que siempre regresaba. Infidelidad, matrimonio, erotismo.

El tejido narrativo invita al lector a no desviarse de las diversas anécdotas donde evolucionan los actores.

El tercer volumen, titulado “El Edén”, muestra el inframundo, el de la prostitución, el narcotráfico, la prisión del personaje de Eva, una especie de narcotraficante que maneja el paraíso de los negocios turbios. Y su hermana, que sucumbe a la realidad y se convierte en parte de lo que fue su hermana delincuente, que intenta sacarla de ese lugar, El Paraíso, un burdel donde se reúnen los más poderosos de la población. La putería como tema, en el personaje de La Muda.

El tejido narrativo invita al lector a no desviarse de las diversas anécdotas donde evolucionan los actores.

El cuarto libro, “Inventar ciudades”, es el de la ensoñación, el de los sueños. Texto onírico en el que aparece como fuente de inspiración la referencia a Sor Juana Inés de la Cruz.

En esta historia, la violencia, las heridas del tiempo, la ciudad y las pesadillas están constantemente presentes.

Calles, nombres que el lector podría imaginar, se esconden detrás de estas ciudades que crecen en la imaginación de quien cuenta, quien descuenta, quien calca o borra.

4

Cerrada la maleta, el lector se encuentra con las ganas de seguir leyendo. El cofre viejo, el que no tiene edad, el que se abre con prisa o despacio, guarda muchas sorpresas.

Amalia Decker M. nos dejó con un buen sabor de boca. Sus historias, pensadas como novelas, tendrán todos los lectores que se merece.

Poeta, narrador, periodista y educador venezolano (Calabozo, 1952). Vive en Maracay, Aragua. En 2020 fue designado miembro correspondiente de la Academia Venezolana de la Lengua por el Estado Aragua. Tiene un posgrado en Literatura Latinoamericana de la Universidad Simón Bolívar (USB) y fue el fundador de la revista sombra. Ha publicado, entre otros títulos, los poemarios la burla del musgo (1980), Amazonas (1981), última instancia (1989), párpado insolado (1989), ojos exteriores (1989), Norte (1991), intentos y exilio (mil novecientos noventa y seis), bestias de superficie (1998), Poética del sinsentido (2001), En boca de otro: antología poética 1980-2001 (2001), País de donde vengo (2002), el poema de la ciudad (2003), El cielo cotidiano: poesía en tránsito (2008), puertas de galina (2010), Ejercicios ofensivos (2010), extravagancia (2012), Ropa (2012) y 70 poemas burgueses (2014). También ha publicado colecciones de ensayos. Nuevo crítico de teatro venezolano (1981) y notas de liebre (1999); libros de historia Fragmentos de un mismo recuerdo (1994), cortometraje (1999), Virginidades y otros desafíos (2000) y historias fascistas (2012), la novela la única hora (2016) y los libros de crónicas Valles de Aragua, la región visible (1999) y cambiar las sombras (2001). Editó el suplemento cultural Contenido, Del Diario El periódico (Maracay), donde también fue director, subeditor y jefe de redacción de la fuente política. Publicar regularmente para Crear en Salamanca (España), en Cervante[email protected] (Denver, USA) y en diferentes blogs de Venezuela y otros países. Sus ensayos y escritos literarios han sido publicados en periódicos El Nacional, el universal, Últimas noticiasel carabobo, Entre otros. Parte de su obra ha sido traducida al inglés, italiano, portugués y árabe. con la novela el nervio poético ganó el 17º Premio Transgénero de la Fundación de Cultura Urbana (2018).

Tus textos publicados antes de 2015
12 · 104 · 119 · 189 · 208 · 209 · 210 · 211 · 212 · 213 · 216 · 217 · 222 · 224 · 225 · 226 · 227 · 242 · 259 · 284 · 290 · 297 · 299
Ciudad de Letralia: crónicas del olvido
Texto editorial: Libertad de expresión, poder y censura (coautor)
Texto editorial: Nubes pasajeras (poemas para Japón)
Texto editorial: Doble en las rocas. 18 años de Letralia (coautor)

Últimos mensajes de Alberto Hernández (ver todo)

Etiquetas: We you recomendamos maleta dAmalia Decker review by Alberto Hernandez

Recomendamos maleta Amalia Decker Reseña Alberto Hernández

 
For Latest Updates Follow us on Google News
 

---